Feed
Posts
Comentarios

La Bolivariana, primera etapa pirenaica

Me duele todo, hasta los ojos. Es de pedalear. Volví a casa en la bicicleta desde el Pinar de Chamartín, al final de Arturo Soria, hasta Ópera, en el centro de Madrid. No tengo ni idea de los kilómetros que son pero me pareció una etapa pirenaica. Fui algunos trechos en la acera, otros en la calle. Busqué la ruta con menos cuestas, incluso abusé de las bajadas: Arturo Soria hasta Ciudad Lineal; giro a la derecha hacia Ramón y Cajal y Concha Espina; giro a la izquierda por Serrano, plaza de los delfines y Vitrubio; Castellana hasta Cibeles y en el carril bici a Sol.

Utilicé poco la ayuda eléctrica. Me acordé de Santi Lyon que me afeó la compra. Debe pensar que me he hecho con los mandos de una moto. La ayuda eléctrica de mi bici es menor que la del Ayuntamiento. Si no pedaleas no funciona y en cuesta -te lo prometo, Santi,- hay me pedalear fuerte. Me lo he pasado bien aunque se me han quedado las manos con forma de manillar y las piernas despatarradas. Del resto, mejor no hablar. Parezco un bajorrelieve. Me compré un casco pues mi madre, siempre tan optimista, no ha parado de hablarme de accidentes en la comida. También tengo candados. Solo falta el figurín.

La Bolivariana, que es el nombre de la bici, tiene guasa. Me gusta conducirla. Le puse este nombre porque la he financiado con el adelanto de un libro entrevista a Juan Carlos Monedero, que saldrá a mediados de abril. Él tiene el run rún inquisitorial de Venezuela pegado al trasero, la editorial se llama Turpial, que es un pájaro venezolano, y yo nací en Lagunillas, cerca de Cabimas, al otro lado del lago Maracaibo. Esto es una conspiración chavista. Aún me falta la pegatina: una bandera venezolana pequeña. ¿Alguna idea de dónde puedo encontrarla? ¿Algún consejo para una App que mida distancias y cosas así?

Ahora me gustaría ser ciclista profesional, solo por lo del baño y masaje. Gracias. Feliz semana.

Ocho minutos

Un piloto fuera de la cabina que trata de regresar, que golpea violentamente la puerta, que grita. Al otro lado, silencio. Es la información que ofrece The New York Times, un periódico serio poco dado al error. He leído estos días que el Airbus-320 de la compañía Germanwings descendió inexplicablemente durante ocho minutos antes de estrellarse en Los Alpes.

Uno ambos datos y siento un escalofrío al pensar que es posible que el pasaje supiera durante ese tiempo que algo iba muy mal y que iban a morir. Recuerdo un avión de la JAL que se estrelló en agosto de 1985 con 520 personas a bordo. Además de los restos del avión y de los cuerpos se hallaron notas de despedida. Las cajas negras nunca podrán grabar el miedo y el dolor ante la muerte súbita, inesperada y dramática. Descansen en paz.

Andalucía 22M

SIETE REFLEXIONES URGENTES

  • Uno de los grandes vencedores de las elecciones ha sido Ciudadanos, el único que puede extrapolar sus resultados (9,41%; nueve escaños) al resto de España. Es un partido en ascenso que va a hacer mucho daño al PP en mayo y noviembre. Es una derecha más civilizada; llegan limpios frente a la corrupción y a la chulería de los peperos, o eso parece. Aunque es la opción C del sistema que se preparen para el ataque de Montoro ;).

 

  • Susana Díaz y el PSOE cosechan un gran resultado (35,92% y 47 escaños). Les ha salido bien la jugada, salvan los muebles gracias al hundimiento del PP. Díaz puede gobernar en solitario o probar una coalición con Ciudadanos, algo que Albert Rivera ha vuelto a rechazar. No sería la Gran Coalición (PSOE-PP), pero esta también le gusta mucho al Ibex 35. El éxito de Díaz no es extrapolable al resto de España, al menos, en estas cifras. Andalucía es su plaza fuerte, una excepción electoral en estos momentos. Hay mucha gente que vive directa o indirectamente de que el PSOE siga en el poder. Dará moral al PSOE.

 

  • Podemos obtiene un buen resultado (15,04% y 15 escaños), en línea con lo que le pronosticaban los sondeos y menos de lo que apuntaban las encuestas a pie de urna de Canal Sur. Andalucía era la plaza más difícil, la más complicada por premura y sociología. Podemos es un movimiento eminentemente urbano y Andalucía es más rural que urbana, incluidas algunas ciudades. Díaz adelantó los comicios para evitar que tomaran fuerza. Las elecciones les sorprendió en plena constitución. Es una ducha fría para los más entusiastas. Queda mucho camino. Su meta debería estar más allá de mayo y noviembre.

 

  • Para el PP (27,13% y 33 escaños) es una hecatombe. Quizá tampoco sea muy extrapolable al resto de España. Su candidato, al que han dejado solo en la noche de autos, es muy malo. Lo ocurrido supone un serio aviso: las van a pasar canutas en mayo. La hartura y rechazo es mayor que la venta de una recuperación que aún no es visible. Su representante en la mesa de Ana Pastor en El Objetivo, Rafael Merino, es un compendio de machismo, chulería y simpleza. Parecía Rafael Hernando. Van a necesitar algo más que frases de parvulario y chascarrillos. La gente de derechas ya tiene una alternativa al PP: Ciudadanos.

 

  • Para IU (6,99% y 5 escaños) es un pésimo resultado que ha bordeado el desastre. Lo siento por Alberto Garzón. Si IU ha sacado este resultado en Andalucía, donde tiene raíces, un buen historial de trabajo y cuadros, no quiero pensar lo que se les avecina en mayo.

 

  • Malos augurios para UPyD.

 

  • El Barça gana, pero se queda por detrás en el gol average.

El hombre que se quedó sin familia

Me han contado esta historia escuchada en un autobús de Madrid. Un hombre del Perú, de unos 60 años, le confiesa a una compatriota que se vino hace mucho tiempo a España para poder mandar dinero a casa y ofrecer un futuro a sus cuatro hijos, el que él no tuvo. Hoy, dos de sus nietos van a la Universidad. Su empeño, su motivo vital, ha sido un éxito, pero nadie lo sabe. Vive en España donde no tiene familia, lejos del Perú, de una familia que le ha olvidado, que le dejó de reconocer como uno de los suyos.

Noche de pesadillas editoras

Pasé la noche editando una entrevista larga, tan larga que será un libro; saldrá a primeros de abril. Aparecían preguntas y respuestas traspapeladas que obligaban a una repaginación. Creo que era una pesadilla.

Peor hubiera sido caer en otra con Esperanza Aguirre al volante, no de su coche, sino de la alcaldía de Madrid, que todo puede ser ante el empeño de la izquierda de dispararse en los pies. O en un debate entre la lideresa y Antonio Carmona, un tipo que va muy deprisa a todos los sitios sin llegar a ninguno.

Terminé el reportaje sobre las madres de Ayotzinapa. No consigo sacudirme la emoción. Saldrá a finales de mes en la revista dominical de El Periódico de Catalunya. Estoy listo para el siguiente de la serie #mujeresenguerra con MSF.

Vuelo en rato a Israel. Es un viaje que me produce emoción. La primera parte será esencial, creo, para otro libro que escribo, este sobre mi familia y mis conflictivas relaciones con mi padre, con quien mantengo una guerra desde los 12 años. No la concluyó ni su muerte en 1983. De encontrar algo sería un gran final para ese libro que espero entregar a mediados de septiembre.

Jerusalén tiene fuerza telúrica, y un poco de locura, como el Partenón de Atenas. Entre unos dioses activos y otros difuntos prefiero los segundos: se quedaron en los libros de historia que es un lugar estupendo para los mitos. Feliz domingo.

« Newer Posts - Older Posts »